Seleccionar página

El Secretario General de la ONU (quinto por la derecha) posa para una foto de grupo con los participantes en la ceremonia anual de Naciones Unidas en recuerdo de las víctimas del holocausto, este viernes en la sede de la organización en Nueva York. Foto: ONU/Eskinder Debebe

27 de enero, 2017 — El Secretario General de la ONU, António Guterres, pidió a las naciones del mundo estar vigilantes e invertir en la educación y la juventud, ante preocupantes tendencias que se observan a nivel internacional.

Al hablar este viernes en la ceremonia conmemorativa anual de Naciones Unidas en memoria de las víctimas del holocausto, António Guterres advirtió que se ven repuntes de antisemitismo, racismo, xenofobia, odio hacia los musulmanes y otras formas de intolerancia, promovidos por el populismo y figuras políticas que utilizan el miedo para alcanzar votos.

“Estoy extremadamente preocupado por la discriminación a la que se someten los inmigrantes, los refugiados y otras minorías. Los estereotipos que se establecen de los musulmanes son profundamente preocupantes”, dijo.

Título: Recuerdo del Holocausto

Asunto: “Estado de engaño: el poder de la propaganda nazi”

Durante dos décadas, los propagandistas nazis fueron muy hábiles al usar su “terrible arma” para obtener un amplio apoyo de los votantes en la joven democracia de Alemania después de la Primera Guerra Mundial, ejecutar programas radicales conformes a la dictadura del partido en la década de 1930 y justificar la guerra y los asesinatos en masa.

Para señalar el Día Internacional de Conmemoración en Memoria de las Víctimas del Holocausto, el Departamento de Información Pública de Naciones Unidas ha organizado una exposición titulada “Estado de engaño: el poder de la propaganda nazi”.

Con fotografías del Museo Memorial del Holocausto de Estados Unidos, la exposición examina cómo los nazis intentaron manipular a la opinión pública para conseguir sus objetivos y cómo el resultado de ello fue una guerra que costó la vida a 55 millones de personas, incluyendo el asesinato sistemático de 6 millones de hombres, mujeres y niños judíos en el holocausto.